REGIONAL

Nueve de los diez veranos más cálidos en Castilla y León desde 1951 se han registrado en el siglo XXI

 El verano 2020 ha sido cálido-muy cálido con una anomalía positiva de 0,8 °C. Ha sido el noveno verano más cálido del siglo XXI y el décimo desde 1951

El verano 2020 en Castilla y León ha sido el noveno más cálido del siglo XXI, y el décimo desde 1951, lo que pone de relevancia el avance del cambio climático, teniendo en cuenta que nueve de los diez veranos más cálidos se han registrado en el presente siglo.

El delegado del Gobierno, Javier Izquierdo, destacó durante la presentación del balance del verano 2020 y el avance de predicción para este otoño que acaba de comenzar, la relevancia de las políticas de transición ecológica puestas en marcha por el Ministerio del Gobierno de España en el freno a este fenómeno que influye negativamente en la evolución económica, el medio ambiente y la salud de las personas.

Temperaturas

Los valores registrados en Castilla y León de temperaturas medias en el trimestre junio-julio-agosto de 2020 han sido superiores a los normales (cálido) o muy superiores a lo normal (muy cálido) si bien en zonas del norte y, sobre todo del noreste ha llegado a tener un carácter normal. En promedio ha estado 0,8 grados por encima del valor normal, siendo el noveno verano más cálido del siglo XXI y el décimo desde 1951. Destacar que el mes de julio ha sido el mes que más ha influido en el carácter térmico del verano.

Aunque tanto las temperaturas máximas como las mínimas han superado sus valores esperados, han sido los valores diurnos los más destacados, situándose 1,2  grados por encima de su promedio (estimación realizada solo con los registros de los Observatorios Principales de AEMET en la Comunidad).

Episodios destacados. Destacan dos olas de calor muy seguidas. La primera entre el 25 de julio y el 2 de agosto y la segunda entre el 6 y el 10 de agosto. En ambos episodios se registraron las temperaturas máximas del verano destacando los valores observados en el Valle del Tiétar (Ávila) que superaron los 40,0  C (42,0  C el 6 de agosto).

En cuanto a los episodios fríos el más largo se situó entre el 7 y el 13 de junio con heladas débiles y la temperatura mínima más baja, -2,0  C, registrada en Vegarienza (León) el 8 de junio. El período más intenso, pero de menor duración, sucedió entre el 28 y el 31 de agosto. En Puerto el Pico (Ávila) el día 31 tuvo una mínima de -3,1  C

Precipitaciones

Las precipitaciones en forma de chubasco y con tormenta han configurado el carácter pluviométrico del verano. Algunas de ellas fueron intensas, con tormenta, ocasionalmente acompañadas de granizo y con rachas máximas de viento de carácter fuerte.

Aunque en general el promedio de las precipitaciones registradas se sitúa muy próximo a su valor esperado, su distribución es heterogénea. En Ávila y Salamanca ha sido seco o muy seco, mientras que en el resto ha sido normal o húmedo, incluso muy húmedo. La mayor parte de las estaciones han registrado valores comprendidos entre 47 y 110 l/m2 con 16 días de precipitación apreciable.

El año hidrometeorológico (de 1 de septiembre 2019 al 31 de agosto de 2020) finalizó con un superávit entre 10-15%. El año hidrológico (de 1 de octubre al 30 de septiembre de 2020) a fecha de 18 de septiembre presenta un superávit del 10 % respecto al valor esperado (estimación realizada con los datos de los Observatorios Principales de AEMET en Castilla y León).

Episodios destacados. El 11 de junio, por estar relacionado con una borrasca atlántica tardía que motivó la elaboración de una Nota Informativa por el Centro Nacional de Predicción. Dejó cantidades significativas en el norte de la Comunidad y sobre todo en el norte de Burgos donde se registró en todo el mes 172 l/m2. El periodo de inestabilidad del 8 y 9 de julio con tormentas localmente intensas, destacando Monterrubio de la Demanda (Burgos) donde se registró 57,8 l/m2 en tan solo una hora el 9 de julio. El episodio de 11-12 de agosto cuando la presencia de una DANA en el oeste peninsular originó precipitaciones intensas en Castilla y León.

Avance climático nacional

El verano 2020 (periodo comprendido entre el 1 de junio y el 31 de agosto de 2020)  ha tenido un carácter muy cálido, con una temperatura media de 23,9  C, valor que queda 0,9  C por encima de la media de esta estación (período de referencia 1981-2010). Se ha tratado del noveno verano más cálido desde el comienzo de la serie en 1965, y también del noveno más cálido desde el comienzo del siglo XXI. Nueve de los diez veranos más cálidos de la serie pertenecen al siglo XXI, y cinco de ellos a la década 2011-2020.

Respecto a las precipitaciones, a nivel nacional el verano ha sido en su conjunto normal, aunque muy próximo a húmedo, con una precipitación media sobre España de 75 mm, valor que queda un 1 % por encima del valor medio del trimestre según el periodo de referencia 1981-2010. El trimestre comenzó con un mes de junio húmedo, seguido por un mes de julio  seco y un mes de agosto que volvió a ser húmedo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Botón volver arriba

Adblock Detectado

Por favor, considere apoyarnos mediante la desactivación de su bloqueador de anuncios. Gracias.