Estas son las obligaciones de seguridad para los coches a cumplir desde el siete de julio

A partir del 7 de julio de 2024, todos los coches nuevos deberán incluir cinco sistemas avanzados de seguridad de serie. Descubre cómo estos cambios reducirán accidentes y protegerán vidas, incluyendo la implementación de una 'caja negra' para vehículos.

Los nuevos coches que se fabriquen a partir de ahora serán más seguros: desde el 7 de julio, deberán incorporar obligatoriamente algunos elementos de seguridad. Toma nota de las novedades.

Más equipamiento de seguridad en los coches

A partir del 7 de julio de 2024, todos los automóviles nuevos deberán llevar instalados algunos sistemas de seguridad que hasta ahora eran opcionales (aunque una gran parte de los coches nuevos ya venían equipados con ellos de serie).

5 elementos para mejorar tu seguridad

Entre las novedades de equipamiento de seguridad, los elementos más importantes son :

  • Detector de fatiga: es un sistema que alerta al conductor si detecta que tiene somnolencia o pierde la atención
  • Asistente inteligente de velocidad: es un sistema que adapta la velocidad del vehículo a los límites de la carretera
  • Detección de obstáculos al circular marcha atrás. Es un sistema que detecta obstáculos o tráfico cruzado cuando se engrana la marcha atrás, para evitar colisiones o atropellos. 
  • Alerta de cambio de carril. Es un sistema que alerta al conductor si detecta que el vehículo ha cambiado de carril sin indicarlo con el intermitente
  • Frenado automático de emergencia. Adapta la frenada de emergencia para tratar de evitar la colisión o minimizar daños

Caja negra también en el coche

Otra novedad es que todos los coches que se matriculen a partir de este 7 de julio deberán contar con una «caja negra», un dispositivo similar al de los aviones, cuyo cometido será ayudar a esclarecer lo que ha ocasionado y cómo ha ocurrido un accidente, si lamentablemente éste llegara a producirse. Esa caja negra podrá registrar informaciones como la velocidad del vehículo, el momento exacto de activar el frenado o los airbags o las condiciones climatológicas, por ejemplo.

¿Alcoholímetro incorporado? Aún no

Otro controvertido dispositivo de seguridad es el alcoholímetro. En teoría, respondiendo a las exigencias europeas, los nuevos coches deberían estar preparados para instalar una especie de alcoholímetro que, en caso de que el conductor diera positivo, bloqueara el vehículo. En la práctica, será cada país de la Unión Europea el que decidirá si obliga a equipar los coches con este sistema o no. De momento en España solo será obligatorio en ciertos vehículos, como autobuses

La seguridad no tiene precio

Todos estos sistemas mejoran la seguridad al circular y evitan que se produzcan accidentes, con las consiguientes víctimas. Por ejemplo, según la DGT, el sistema de detección de obstáculos cuando se circula marcha atrás es un elemento de seguridad que por sí mismo reduce en un 40% los accidentes que se producen al realizar esta maniobra.

El único «pero» que se le pueden poner a estos elementos es que los nuevos sistemas de seguridad, como cualquier novedad de equipamiento, encarecen el precio de los automóviles. Pero desde luego, es preferible que los fabricantes de coches opten por incorporar este tipo de novedades al equipamiento de los coches antes que contar con otros elementos que simplemente están diseñados para aumentar el confort (asientos eléctricos, pantallas multimedia cada vez más grandes…) o son simples mejoras de diseño. 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Botón volver arriba

Adblock Detectado

Por favor, considere apoyarnos mediante la desactivación de su bloqueador de anuncios. Gracias.