Orpheus, la villa romana de Camarzana, reabre sus puertas a las visitas

Los excepcionales mosaicos de las estancias de la domus de Camarzana no dejan de asombrar a los visitantes

La localidad de Camarzana de Tera cuenta con una villa romana, bautizada con el nombre del dios Orpheus. Esta mansio de la época tardoromana es conocida por la belleza de los pavimentos musivos que recrean sus estancias con escenas de caza y mitológicas.

Horario de visitas

La villa romana de Orpheus en Camarzana de Tera abre sus puertas a las visitas, desde este jueves 13 de junio hasta el 10 de diciembre. Con un horario de martes a domingo, de las 10:00 horas a las 14:00 horas y de las 16:00 a las 18:00 horas. Durante las tardes de domingos y las jornadas de los lunes se encuentra cerrada.

La riqueza de sus mosaicos

Son precisamente los restos musivarios del pavimento de cuatro estancias alrededor de un patio, las verdaderas alhajas de la domus de Camarzana. Los restos documentados y visitables sólo son los pertenecientes a una pequeña parte de la villa, la del área excavada con una superficie de 700 metros cuadrados, ya que la domus romana es más amplia en superficie, como se ha podido documentar en las catas realizadas en los alrededores, sobre todo en la parte del noroeste del recinto.

Ricos pavimentos repartidos en las estancias como la que sería un triclinium con mosaico figurado central, separando esta estancia y el patio se halla un amplio pasillo con mosaico geométrico que finaliza en una escalera que accede a un pasillo superior. El patio, una habitación alargada, y en el nivel superior aparecen dos estancias, posibles habitaciones (oecus) con mosaicos geométricos y con figuras humanas.

Es precisamente el triclinium o comedor el que contiene un solado con relevante significado. Una figura central sentada y que se encuentra rodeada de animales, entre los que se identifica un perro y árbol con jilguero, como una probable representación de mito de Orpheo domando a las fieras. Más aún, ocho cartelas con cuatro cuadros en los ángulos que cobijan a caballos con los nombres de GERMINATOR (MBH entre las patas). FINIX (MBM entre las patas), AERASIMIS (LBS entre las patas) y VENATOR QVI. Y ya en los extremos centrales una crátera con felinos rampantes (leopardos o tigres) y caballero, gacela y pato, con tres árboles dividiendo la escena.

A ambos lados, una estructura arquitectónica de arcos de medio punto con capiteles y, en el centro, nudos de Salomón. En el extremo de acceso a la habitación, tres cartelas que ocupan el ancho de la estancia con las siguientes representaciones: una escena venatoria con dos cazadores a caballo con lanza y jabalí y en el centro una palmera. También un personaje a caballo y a su izquierda un árbol, y las aves -palomas o codornices- y una vid o parra.

Así se describen a las visitas los pavimentos, apuntando a que son un conjunto excepcional.

Foto: M.A.C. Recorrido por las estancias de la villa romana

Estos serían los verdaderos tesoros que alberga la villa tardoromana de Orpheus. Un conjunto arqueológico y musivo sobre el que se facilitan las visitas por un itinerario sobre pasarelas situadas por encima del nivel de los pavimentos originales con paneles informativos.

Una joya romana que no deja indiferente al visitante permitiendo adentrarse en casi 2.000 años de historia recreando la vida y costumbres del propietario de esta villa, como todavía se recuerda en la recreación histórica del verano de 2018, la única hasta ahora realizada en la domo de Orpheus, a cargo de los actores de la compañia zamorana «Mejor con arte.com».

Foto: M.A.C. Teselas romanas de la villa de Orpheus en Camarzana
Foto: M.A.C. Representación escénica en la villa
Foto: M.A.C. Maqueta de la villa romana, instalada a la entrada del recinto arqueológico

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Botón volver arriba

Adblock Detectado

Por favor, considere apoyarnos mediante la desactivación de su bloqueador de anuncios. Gracias.