DEPORTES

El At. Benavente sigue con hambre en esta segunda división B

DESGUACES CASQUERO 5.- Marcos Vara, Dilín, Yayo, Malaguti y Charlie. Luego jugaron, Fran, Álex, Ángel Jiménez, Raúl y Sergio Hernández.

BOAL BELLEZA F.S 1.- Hugo, Fredi, Santi, Gus y Vilen. Luego jugaron, Adri y James.

Árbitros.- Merino González y Moreno de Santos. Amonestaron al local Sergio Hernández.

Goles.- 1-0 Malaguti (2´), 2-0 Malaguti (12´), 3-0 Malaguti (23´), 3-1 Vilen (32´), 4-1 Álex (33´), 5-1 Malaguti (36´).

Primeramente saber reconocer el esfuerzo del Boal que llegaba a Benavente con ocho jugadores y tenía la difícil tarea de medirse al vigente campeón en el estreno liguero y en la  cancha de la Rosaleda. Los asturianos arribaron a Benavente con ocho jugadores, de los cuales dos eran porteros lo que en cierta medida les hacía prever que iban a pagar el esfuerzo físico o como ellos mismos decían “defender y aprovechar alguna salida”.

Un equipo que se las ha visto para poder estar en la segunda división b cuando es todo un clásico en los enfrentamientos ante el Desguaces Casquero, pero que con dos bajas de última hora y la dificultad de encontrar jugadores para un club humilde ha puesto en jaque al estamento asturiano. “No encontramos jugadores que se comprometan a viajar los fines de semana y los que aparecen nos piden cantidades de dinero lejos de nuestro alcance”, nos comentaba uno de sus jugadores tras finalizar el partido.

Más aún, los propios jugadores utilizan sus vehículos personales para los desplazamientos con el riesgo que ello conlleva por viajar por separado.

Por todo esto “chapeau” por los que siguen apostando porque el Boal pueda estar en la competición, por sus jugadores y por los que les siguen. Todo ello sirve a la vez de ejemplo para disfrutar lo que en Benavente tenemos con este Atlético Benavente y sus tentáculos en otras categorías o la firma del convenio de filialidad con el Intersala Zamora.

Ya en el partido en sí, la grada mostró muchos espacios en blanco quizá consecuencia de que a parte de los aficionados todavía le tiran las últimas horas del verano y a otra parte se hace un poco el remolón para visitar la Rosaleda, pero seguro que esto irá en aumento.

Sobre la cancha poca historia a destacar que no sea la habitual. Dos equipos que aparecieron de forma distinta y que cada uno buscaba un objetivo distinto. Los locales buscaban ser el líder de la temporada que cerraba el telón el año pasado y quería dar el primer puñetazo sobre la mesa para decir al resto que ahí estaba. Mientras el Boal con los contratiempos que hemos indicado tenía el objetivo de nadar y guardar la ropa lo que se traduce en defender y sorprender al ataque. Y la verdad es que le dio resultado pues en uno de los dos disparos entre los tres palos de todo el encuentro hizo el tanto, que le dio momentáneamente alas para poder soñar. Hasta entonces todo era blanquiazul.

Dominando totalmente, pero sin esa chispa que logra meter a la afición casi en cancha, los de Chema Sánchez pusieron cerco a la portería defendida por un Hugo que se erigió en uno de los protagonistas de su equipo con intervenciones de mucho mérito y que privaba a los chatarreros de irse al descanso con goleada en su saca. La presión y la muy buena defensa con un Dilín que empezó a dejar los primeros “ohhhhhh” en la grada, era tal que los asturianos no optaban casi a la pelota dejando a Marcos Vara como un espectador en puesto privilegiado.

Casi sin respiro llegaba el primero, cuando el crono se paseaba por el minuto dos y Malaguti recibe un balón en zona de tres cuartos para darse la vuelta y meter la puntera derecha para mandar el esférico a la base del poste izquierdo del marco de Hugo. Era el primero de los cuatro que firmaría del nueve local y por el que se llevaba el balón firmado por sus compañeros.

Un minuto después Malaguti volvió a acercarse al marco visitante con un potente chut al que Hugo responde con una mano a bajo y que servía de preámbulo al baile sobre una baldosa que un minuto después ofrecía Dilín. El gallego atrapaba un balón en campo local, se va zafando de los rivales que le salen a su paso, se presenta en la cabeza del área visitante y bailando casi sobre una baldosa le sirve una pelota a Sergio Hernández que obliga de nuevo a intervenir abajo a Hugo. Pena que la jugada no acabara en gol.

Pudo el Desguaces Casquero conseguir el segundo tras un robo de balón de Ángel Jiménez que presentó una jugada de dos contra el portero y que Ángel decidió finalizar el mismo con un disparo cruzado cuando Sergio Hernández entraba solo por el centro. La pelota se fue fuera y la ocasión marrada.

Si que subía al marcador el segundo tanto local cuando Malaguti casi calca el primero de los tantos. En esta ocasión obra por su jugada preferida, recibiendo en banda y zafándose de su rival para con su pierna izquierda mandar al poste corto y lejos del alcance de Hugo. Era el minuto doce y 2-0.

El propio Hugo evitaba el tercero con una genial intervención a disparo de Ángel Jiménez un minuto más tarde y mismos protagonistas y mismo final en el quince. Ángel Jiménez dispara y Hugo ataja. Poco más y al descanso.

De salida el mismo patrón, aunque con esa falta de chispa que se volvía a repetir y que necesitaba la grada para despertar. Algo que pudo hacer Dilín en el veintitrés en un saque de esquina tras dar en un defensor visitante y estrellarse el balón en el poste izquierdo de Hugo.

El juego pasaba por momentos en los que los locales seguían dominando, sin ese martillo pilón al que nos tienen acostumbrados y con unos visitantes que, a pesar del marcador, seguían sin arriesgar. Y así llegaba el tercero tras un robo de Malaguti en el veintiocho para hacer la pared con Charlie y finalizar el propio nueve ante las mismas narices de Hugo.

Por momentos y tras ese 3-0 del electrónico parecía que los visitantes querían asomar, también invitados por unos locales que bajaron el ritmo y permitieron concesiones a los del Boal para merodear, sin demasiado peligro, el marco del Vara. En una de esas llegadas la pelota recibida al segundo palo y libre de marca por Vilen acababa en gol y despertaba esperanzas en los visitantes. Las esperanzas solamente duraron hasta que la pelota se colocó de nuevo en el centro del campo y se reiniciaba el juego. Una falta cometida sobre Charlie en el medio del campo, la saca de forma muy rápida el diez a los pies de Malaguti que monta un tres para uno con dejada para Álex al segundo palo que, tan solo, tiene que empujarla. 4-1.

Ese empuje leve, pero empuje, unido al desgaste físico de los visitantes propiciaba huecos atrás que iban a poder ser aprovechados por los locales como en el treinta y cinco con una mano a mano de Malaguti y Hugo que el meta adivina pero que un minuto después no lo haría en una jugada idéntica en la que, en esta ocasión, el goleador local decidió evitar la salida del meta y aunque casi sin ángulo para el disparo Malaguti no falló.

Con ese resultado de 5-1 se cerraba un partido en el que los locales, con bajas importantes, volvieron a ser el equipo fuerte de la pasada temporada aunque todavía lejos de su cien por cien, lógico por otro lado.

LA OPINIÓN DE LOS ENTRENADORES.

Chema Sánchez. Entrenador Desguaces Casquero.
Oliver Monforte. Entrenador Boal F.S Belleza.
Etiquetas
Ver más

Articulos relaccionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Botón volver arriba
Cerrar

Adblock Detectado

Por favor, considere apoyarnos mediante la desactivación de su bloqueador de anuncios. Gracias.