DEPORTES

Manita del Hergar Camelot al otro C.D Benavente en Salamanca

Los tomateros tiraron el partido en los primeros treinta y dos minutos con el 5-0. Luego fueron superiores pero ya era tarde.

C.D HERGAR CAMELOT 5.- Jorge, Cristian (Rubén), Pineda, Joan (Fer), Iker, Fran, Eze (Raúl), Mogil, Blito, Guille (Álvaro) y Ramón.

C.D BENAVENTE 0.- Rubén Lera, Rafa, Rafa Vega, Jorge (Castaño), Iván Pérez, Marcos (Jony), Unai (Carlitos), Pepe, Javi Turiel, Cobreros y Rodri.

Árbitro.- Mansilla Barrientos auxiliado por Domínguez Cavia y Moral Domingo. Amonestaron a los locales Pineda, Cristian e Iker y a los benaventanos Rafa Vega, Pepe, Guiller y Rafa y expulsaba al entrenador tomatero Santi Redondo por doble amarilla (74´y 74´).

Goles.- 1-0 Guiller (6´), 2-0 Eze (10´), 3-0 Ramón (21´), 4-0 Blito (26´), 5-0 Iker (32´).

Foto.- C.D Hergar Camelot.

Seguro que la historia de este partido no tiene demasiadas líneas que rellenar si miramos el resultado final y la media hora tirada por el C.D Benavente que le valió el partido y la goleada. Seguro que la directiva del club tomatero no estará contenta con este resultado, seguro que el entrenador Santi Redondo tampoco y seguro que los jugadores tampoco lo han de estar. Esto es para hacer reflexión y hacérselo ver y si se ha sabido recoger los halagos, que son muchos y merecidos, también han de saber recoger las críticas.

No es de recibo, sin ver el partido, que al Benavente que hemos visto ante Ponferradina, ante Ribert, ante Navarrés, ante la Cistiérniga le metan cinco goles en media hora. No es de recibo que el club tomatero pensara que con ese bagaje el Hergar Camelot estaba ganado y no es de recibo el manchar una hoja inmaculada que colocaba al Benavente en los puestos de mitad de tabla la semana pasada y con una afición que está con el equipo. Que te la pinten en la primera jornada de liga el Salmantino con un equipo de circunstancias vale, pero que visites una cancha ante un rival que iba por debajo y te humillen no es para estar muy contento. Aquí nadie ha ganado nada y con esa filosofía se ha de salir a cada partido. Nadie ha dicho que no se puede perder ante el Hergar, que también juega, pero lo que no se puede consentir es que nos hagan una manita y en 32 minutos estábamos listos para venir a casa.

Foto.- C.D Hergar Camelot.

Fueron precisamente esos minutos los que marcaron un partido en el que el Benavente salió, si se puede decir que salió, con una caraja impresionante y que cuando quiso ponerse, porque después se puso y quiso ser el Benavente que debe de ser, ya había tirado por la borda el partido.

Los locales llegaban con una claridad pasmosa al marco defendido por Rubén Lera que en un partido le han endosado cinco, cuando el Benavente llevaba en nueve anteriores catorce y con un balance positivo de goles a favor y en contra. Esas llegadas poco a poco fueron llenando el saco ante el estupor de aquellos que presenciaban el choque y que temieron que aquello fuera a más.

Si los tomateros habían acudido con la intención de sumar la primera victoria fuera del Luciano Rubio porque las circunstancias se daban y por el momento del equipo, la verdad es que salieron con el rabo entre las piernas y esperemos que esto sirva de lección para ocasiones sucesivas sabiendo que un marcador positivo hubiera dado algo de aire y de tranquilidad y no de estar pendientes de lo que ocurra el domingo ante el Ejido, que sumaba el primer punto este fin de semana y que esperará pescar en aguas embarradas y una derrota daría al traste con todo lo conseguido anteriormente.

Etiquetas
Ver más

Articulos relaccionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Cerrar

Adblock Detectado

Por favor, considere apoyarnos mediante la desactivación de su bloqueador de anuncios. Gracias.